Egipto

 El viaje de nuestros sueños lo planificamos con antelación , sabíamos que no es conveniente viajar a Egipto en verano , por las altas  temperaturas, de modo que decidimos hacerlo en abril. Nos pillamos unos días de vacaciones y nos fuimos a disfrutar de un país interesantísimo , lleno de encanto y de misterios .

Nos planteamos muchas posibilidades, hacerlo por nuestra cuenta , contratar un paquete ya establecido etc…. Al ser solo dos personas , la verdad es que nos dio un poco de respeto movernos por el país en un coche a nuestro aire, sobre todo por la seguridad (conocíamos otros países de árabes) y por el idioma ( no dominamos suficiente el ingles) .

Afortunadamente, las agencias de viajes te organizan los viajes casi a la carta , muy personalizados , y con una atención siempre estupenda por parte de todos.
Nosotros queríamos hacer parte del crucero por el Nilo ,visitar la zona desde Asuán hasta Luxor, pero desde ahí desplazarnos hacia la Península del Sinaí y luego volver a El Cairo.

Después de mirar unas cuantas agencias  nos decidimos por Halcón viajes, ya que nos ofrecía la posibilidad de gestionarnos el viaje como nosotros teníamos pensado y además se adaptaba mucho a nuestro presupuesto .

Nuestro programa de viaje quedo fijado definitivamente, el crucero por el Nilo , desde Asuán a Luxor , con una excursión extra hacia Abu-Simbel (contratada in situ a el  guía) , en Luxor nos recogieron y nos trasladaron en coche hacia la Isla de los Cocodrilos, cerca de Luxor, donde pasamos otra noche.
Desde Luxor volamos hacia  Sharm el Sheikh (Península del Sinaí) con Eyptair, donde hicimos varias excursiones.
Recorrimos en coche la Península del Sinaí, cruzando el Canal de Suez para llegar a la ciudad mas bulliciosa que yo he visto en mi  vida El Cairo.
Estuvimos cuatro días visitando la ciudad y sus monumentos increíbles, que ya os detallare , y haciendo alguna excursión a los alrededores.
En total el viaje duro trece días.

Como podéis ver se trataba de un viaje minuciosamente planificado y que resulto perfecto en todos los sentidos , incluso lo que para algunos de los pasajeros fue un problema , la rotura de uno de los motores del barco, para nosotros fue genial , ya que nos permitió ir despacio navegando y acomodados en la terraza del barco  ver las orillas del Nilo con bastante detalle.
Cosas a tener en cuenta en un país tan distinto, cuando llegamos el guía ya nos advirtió que no debíamos dar propinas personalmente , sino que él las ofrecía por nosotros , para lo que nos pidió una pequeña cantidad en efectivo .
Las compras , son un regateo constante ,da lo mismo que estés en el barco o en tierra, cada vez que hay turistas es incesante el grupo de vendedores, además la mercancía es de lo más variopinta.
En el  Gran Bazar del Cairo llega a ser agobiante la cantidad de gente que te quiere vender algo .

Los madrugones , en Egipto , por el problema climático, y eso que nosotros fuimos en abril, el calor puede llegar a ser muy fuerte , de modo que se madruga muchísimo…. y cuando digo muchisimo me refiero a las cuatro de la mañana o las cinco .
Cierto que sobre las dos de la tarde o incluso antes estas en el barco y eso te permite comer y poder descansar si te apetece,
Normalmente la tarde se utiliza para navegar y desplazarte en el crucero.

A pesar de ser tan pronto cuando te levantas, ya ha amanecido y el sol ya esta en el horizonte , con lo cual la sensación tampoco es tan extraña .
Las comidas , otro tema importante…..realmente algunos de los pasajeros que venían con nosotros lo pasaron mal por la gastroenteritis, nosotros habíamos aprendido en Jordania, tienes que tomar siempre agua embotellada y  NO comer alimentos que estén crudos ( me refiero a ensaladas , y cosas parecidas ) puede ser peligroso, no porque te pase nada importante, sino por lo mal que lo pasas. Un cubito de hielo en un refresco te puede amargar unos días ..

Lo cierto es que las comidas son en general muy buenas, con mucha especie y mucha carne , y eso en ocasiones te hace querer comer algo diferente ,mas ligero como una ensaladita …….
los dulces árabes merecen un comentario , ya que son riquísimos , muy condimentados y de una textura y un sabor buenísimo. Además la mayoría , por no decir todos los hoteles ofrecen buffet libre para las comidas.
Las instalaciones hoteleras …nosotros teníamos un presupuesto que nos ofrecía un viaje en buenas condiciones , sin ser de lo mas caro , por ejemplo el barco donde hicimos la travesía por el Nilo era el Nile Jewel , no estaba mal , estaba limpio , aunque parecía  un poco nostálgico, ya que  el confort que ofrecía era  propio de un tiempo pasado. El personal muy amable, los servicios suficientes y cuidados .

El hotel Mövenpick Jolie Ville de la Isla de los Cocodrilos en Luxor,era muy bueno , bungalow individuales, espacios de ocio , familiar  y sobre todo la localización. Alejado de la ciudad  pero en un enclave natural magnifico donde es un espectáculo ver la puesta de sol.
En el Sinaí , los complejos hoteleros son muy buenos todos ,ya que el turismo es su fuente de ingreso, nosotros estuvimos en el hotel Meliá Sinaí (Sharm El Sheikh).
El arrecife  de coral era fabuloso , la playa y el entorno merecía en si mismo  el viaje.

Y por último en el Cairo , estuvimos en el hotel Oasis, que era menos lujos que los anteriores , pero muy acogedor ,limpio, céntrico  y las habitaciones eran pequeños bungalow adosados ,con piscina , restaurantes , etc.

Para mi fue uno de los sueños de mi vida , poder visitar este país tan legendario, además no descarto en un futuro volver a visitarlo, sencillamente me encanto.

SINAIEL CAÍRO. EGIPTO VALLE DE LOS REYES. EGIPTOEL NILO

Anuncios